10 películas de miedo que no dan miedo (Vol. I)

viernes, agosto 07, 2015

 Pues sí, como hace un día de perros y el cielo está encapotado (y parece ser que no viene el desencapotador), he decidido que mi primer post sea sobre 10 de las peores películas de miedo que he visto. 

 Porque, hamijos, he visto cada esperpento del cine que merecen ser nombrados. Probablemente, me dejaré en el tintero muchos títulos, por eso lo he denominado volumen I. 

 Evidentemente, este ranking es desde mi humilde y exigente opinión. Si no sois devotos de este género, quizás estéis en desacuerdo conmigo. Y, si sois sumamente amantes del terror/etc, también podéis estar en desacuerdo conmigo, y con más razón xD

 Hay películas que no conoce ni su creador, pero las mencionaré igual. Allá vamos:


10. Aún sé lo que hicisteis el último verano (1999)


 Con esta cara de indiferencia, te darás cuenta de que no estás ante una obra maestra del cine. Estamos ante una de las películas más apoteósicas del género, una pérdida de tiempo, una broma que no terminas de creerte durante los 96 minutos que dura. Y no sólo por ese viaje ridículo que nuestra protagonista gana de manera fortuita y para nada planeada. No. Es que la película avanza y tú te preguntas cuánto rato más seguirán persiguiéndose por la isla, como cabritillos encocados.

 En su momento esta película pretendía ser una 'parodia' de Scream, que a su vez quiso ser una 'parodia' de las películas de miedo y la inteligencia que escaseaba en ellas. Con esta película, puedes dejar la manta en su sitio, me temo que no pasarás miedo. Es más, lo único que te va a provocar es alguna carcajada histérica deseando que la tortura cinematográfica acabe.



9. Scream 4 (2011)

 Poco tengo que comentar de esta película que, en mi opinión, no era necesaria para continuar con la saga de Scream. Sentí que veía Scream 1 pero con actores a los que odiaba más. Seamos sinceros, Scream no puede darte miedo. Es una película de miedo que de miedo tiene poco. Para una tarde lluviosa de domingo, puede servir. Pero como joya del cine de terror, me temo que no.

 Es cierto que la máscara de Scream me daba un poco de canguelo cuando era una cría. Luego, tras una terapia exhaustiva, Halloween tras Halloween, donde siempre hay numerosos individuos que deciden que es el disfraz más recurrente... pues lógicamente me acostumbré xD



8. Negra Navidad (2006)

 Rondaba yo los 13 años cuando vi esta maravilla. Recuerdo ir al cine con desgana, y entre las pocas películas que me ofrecía la cartelera, elegí esta. Huía de las comedias románticas y los dramas amorosos, así que pensé que sería la mejor opción. No tenía ni idea de qué iba el asunto, y para cuando quise entenderlo, ya estaba metida de lleno en la trama.

 Qué decir. Y qué decir sin hacer spoilers. Te ríes por no llorar. Es predecible desde el minuto 1, pero consiguen que te quedes intentando asimilar ciertos... detalles... y escenas... que quizás no debí ver a los 13 años xD Eso sí: es sangrienta, mucho. Y creedme, no os apetecerá comer galletas después de verla. 

 En este ranking destaco muchas películas que me ponen nerviosa por sus eternas persecuciones y pilla-pilla. Porque a mi juicio, parece que juegan a polis y cacos, en vez de centrarse y pensar cómo salvar sus vidas. Ridícula la cojas por donde la cojas. 



7. Parking 2 (2007)

 Nunca pensaste que un parking podría ser tan grande. Si en la anterior película os decía que elijo mal en el cine, aquí me reitero. Esta la vi por circunstancias aleatorias, y no sabía qué iba a ver hasta que ya estaba en el meollo. 

 Claustrofóbica, agobiante, exasperante. Esta película pudo con mi paciencia. Nuestra protagonista lo único que tiene es una gran pechonalidad y poco cerebro. Este film sería el claro ejemplo de una película persecutoria, extenuante y aburrida. 

 Escenas no aptas para personas sensibles y carreras a lo largo del parking, parking para arriba, parking para abajo. Desde entonces, me acuerdo inevitablemente cada vez que tengo que ir a uno xD



6. Paranormal Activity 2 (2010)

 Andaba yo una noche sola en casa, con pocas obligaciones y haciendo zapping. Buscaba algo que ver mientras cenaba, cuando encontré esta película. Como no había nada mejor, decidí verla. Maldita la hora.

 Monótona. Esa sería la palabra. Durante la primera media hora, me cuestioné si de verdad era de miedo. Después empieza la marcha. Y ahí, a una amante del terror y lo sobrenatural, le surgen dudas.  ¿Por qué si saben que su casa está maldita, no se mudan? ¿Cómo ese ''ente'' agarra de un tobillo a uno de los inquilinos? 

 Y eso fue lo más trascendental que pensé mientras la veía. Terminó, y yo me fui con las dudas a la cama. 



5. Halloween, el origen (2007)

 Confieso que cuando fui a verla al cine, me tuve que salir de la sala a despejar mi mente. La película empieza muy violenta, no se la recomiendo a nadie sensible. Hasta aquí, bien.

 Pero haces alarde de tu valentía, y continúas viéndola. Conforme avanza, te das cuenta de que Michael Myers, pese a ser humano, parece inmortal. Señores, vaya circo. Hace ya mucho que la vi, pero recuerdo cómo este mozo caía DE ESPALDAS a una piscina vacía, ahí, pum, rico, contra el cemento... y se levantaba tal cual. Le disparaban, le pegaban, le hacían de todo, y él se mantenía estático.

 Para cuando la película va a terminar, te encuentras a ti mismo pensando en cómo atravesar la pantalla y acabar con el tedio.



4. La semilla del mal (2009)

 Con la foto supongo que adivinaréis por qué mis amigas y yo elegimos esta película al ir al cine. Cam Gigandet y Gary Oldman + una trama de miedo = para mí era suficiente. 

 87 minutos, mal empezamos. Conforme avanzan los minutos, te planteas por qué la moza no va al oculista a tratarse la conjuntivitis, pero entonces ¡drama! Empieza el show.

 Me aburrí mucho, y me temo que no puedo criticarla en exceso, ya que fue la primera y última vez que me dormí en el cine viendo una película. Imaginad por qué.



3. El escondite (2005) 

 Sí, lo habéis adivinado: otra elección rápida en la cola del cine. Tenía 12 años cuando la vi, y no me llamó especialmente la atención. Aclaro que esta película me gusta, pero no es la película de mi vida. Simplemente, Robert De Niro y Dakota Fanning me gustan, así que mi apatía por este film se redujo.

 En cuanto a la trama terrorífica, a mí sólo me provocó una ligera intriga. Y digo ligera, porque se huele la tostada a kilómetros. Quizás más larga de la cuenta, pero se salva.



2. Trastorno (2006)

 Ya sabemos que el cine español no es archiconocido por ser impoluto, pero esta película me marcó. Me marcó para mal xD Fue otra de mis nefastas decisiones al ir al cine (lo que hace una por no ver dramas románticos).

 Por el título te haces una ligera idea de que alguien en la película no va a estar precisamente cuerdo. Cuando empiezas a verla, te das cuenta que esa trama ya te suena. Que te sabes lo que va a pasar y todo te evoca a otras películas que ya has visto.

 Dura escasos 80 minutos, pero te aseguro que llegará un momento en el que quieras dejar de escuchar ''Nataliaaaaaa'' y huir de donde se esté proyectando esa película.



1. It (1990)

 Y llegamos a mi favorita. Porque sí, señores, que esta película no me dé miedo no significa que no sea de mis preferidas. Me he ahorrado la foto del payaso, porque soy consciente que le da pánico a mucha gente.

 Nunca pude tomarme en serio esta película, pese a que durante 192 minutos te intente convencer. Me leí el libro cuando era pequeña (lectura muy recomendada de 1.504 páginas), y no tardé mucho en verme la película.

 Destaco la escena en la que nuestro querido Pennywise aparece en una ducha/bañera, se señala sus partes nobles (o eso parece) y dice "creo que te gustará lo que hay aquí abajo". Muy creepy, pero desternillante. 





En definitiva, si no sabéis qué película ver un día lluvioso y eteeeernamente aburrido, aquí tenéis para elegir... si os atrevéis, claro :P

Un abrazote de Totoro ^^

Puede que te guste

5 comentarios

  1. Creo que estoy bastante de acuerdo contigo xDD Algunas las he visto, otras no y la verdad que por tu crítica no tengo muchas ganas de verlas jajaja. La verdad es que últimamente la mayoría de películas de terror, si es que así se pueden llamar, son un total fracaso y sólo ofrecen screamers y repullos fáciles y son lo totalmente opuesto a terror inteligente o más psicológico, que personalmente me encanta. En resumen, me gusta mucho cómo te expresas y se nota que sabes del tema y eso es lo bueno. Un saludo Cris!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo, gracias por tu comentario ^^ La verdad es que pocas películas de miedo quedan que realmente asusten, haré una entrada en el futuro de eso. Van a lo fácil y sobre seguro, y hay que excavar bien para encontrar joyas del cine de terror.
      Un abrazote!

      Eliminar
  2. la mayoría de esas películas las he visto xd la ultima de terror que vi fue la de silencio en el lago, y no me gusto nada :( todas las películas que según son de terror siguen la misma historia, en todas ya sabes lo que va a pasar :l la que si que me gusto fue la del títere. akndjnjefn <3

    ResponderEliminar
  3. Que suerte tienes de tener estomago para ver eso, yo soy incapaz de ver esas peliculas.

    ResponderEliminar
  4. Yo también he visto expediente warren y annabelle y no me ha dado nada de miedo, estaba con mis amigos y yo estaba tan normal viéndola como si fuese otra cosa y los demás tapados con cojines jajajajaja
    un besito guapi

    ResponderEliminar

Subscribe